× Inicio Agro Clima Hacienda Eventos Opinión Radio Agenda de Remates
En Villarino, no solo preocupa la crisis hídrica
22.02.2021 | 11:52

Por Gabriel Cardonatto (*)

Esta temporada de riego en el valle bonaerense del Río Colorado prácticamente no se habló más del agua -en la peor crisis de los últimos años- por lo ocurrido en Corfo con facturas apócrifas y una administración que no estuvo a la altura de las circunstancias.

A su vez, la llegada del ministro de Desarrollo Agrario de la Provincia de Buenos Aires -Lic. Javier Rodriguez- quien no convocó ni a entidades ni al Consorcio Hidráulico, integrado por productores, ha corrido el foco de lo que al productor le gusta y saber hacer que es producir.

A raíz de los últimos eventos, el viernes pasado nos reunimos las asociaciones: Aprovis, la Hortícola de Patagones y la Ganadera de Villalonga, con las autoridades de Corfo para tratar estos temas.

Nuestra preocupación pasa porque en lugar de estar viendo qué proyectos tenemos de mejoramiento de optimización del agua y cómo va a ser el tema de la cuenca, estamos como en una balsa en el medio del lago donde dos reman para adelante, dos reman para atrás y otros dos reman para los costados. Es decir, estamos en movimiento, pero no vamos para ningún lado.

Incluso, lo que las asociaciones queríamos era tratar de bajar los decibeles de esta pelea que se da, más política que otra cosa.  

Si bien esta nevada fue mejor que en otros años, el derrame de la nieve al dique no fue tan importante como se preveía. No hay que olvidarse que la nieve tiene que ver con la consistencia y eso tiene que ver con el derrame.

Este año se derritió muy rápido, las napas estaban bastante vacías, entonces al dique no llegó lo que esperábamos. De hecho, estamos en 272 metros en este momento cuando lo óptimo sería tenerlo lleno (283 metros).

Estamos complicados. Un poco lo que le expresamos a las autoridades de Corfo fue que nosotros les dábamos nuestro apoyo y nuestros representantes en el Consejo Consultivo del Consorcio Hidráulico, pero tenemos que bajar los decibeles de peleas y empezar a trabajar en pos de la zona.

Nuestra zona sin agua no existe, hemos crecido muchísimo y eso es gracias al agua. Si nosotros perdemos este recurso, esta zona desaparece. Entonces, no podemos estar peleando, tenemos que dejar la política de lado y trabajar todos juntos para el bien de la zona.

Esto creo que todavía no se está entendiendo. Desde Corfo nos pedían que les tuviéramos confianza a la nueva administración, pero eso es muy difícil en este corto plazo, porque esta nueva administración está por una denuncia de facturas apócrifas y un tema que está en la justicia. Hoy Corfo está más en los medios por los problemas judiciales que por los problemas que tiene que afrontar.

Creo que lo del ministro fue desacertado, no haber estado con el Concejo Consultivo del Consorcio Hidráulico es una lástima porque se pierden oportunidades de expresarle los problemas desde nuestro lado del mostrador. Entonces, las autoridades de Corfo le muestran los problemas del otro lado del mostrador, pero lo ideal es que se lleve todas las voces y eso no pasó.

Hay un compromiso por parte de la gente de Corfo de tratar de hacer una reunión con el ministro, pero nosotros queremos que sea presencial porque hay cosas que se tienen que charlar cara a cara.

Hace un año atrás hubo una reunión grande en Mayor Buratovich porque en la peor crisis hídrica de la historia, Corfo duplicaba prácticamente su presupuesto.

Era el comienzo de las reuniones que Corfo organizaba con los regantes para explicar el tema de la cuenca. El problema más grande es que el productor tranqueras adentro se va achicando porque la plata no alcanza.

El valle bonaerense está regando con la mitad que podía regar, esa es la realidad, pero los gastos de Corfo siguen acompañando la inflación y los gastos del estado.

El año pasado a esta altura, teniamos reuniones con productores y parte de toda la sociedad debatiendo los números de Corfo, pero ahora cambió todo porque esa gente no está más. Es decir, han cambiado todas autoridades de Corfo y hay una denuncia penal de por medio. Esto tiene que seguir los pasos de la justicia y no es nuestro tema.

Lo que a nosotros nos preocupa, y mucho, es el resto. Nosotros estamos capacitados para manejar la cuenca de riego y drenaje, pero nos tienen frenados. Nosotros desde el 2012 estamos aportando un fondo de maquinarias. En tal sentido, hoy el 80% de la maquinaria que utiliza Corfo están en comodato porque son propiedad de los productores.

El Consorcio Hidráulico lo integramos los más de 1400 regantes que estamos en la cuenca y lo que vemos es que los proyectos en danza son los mismos que en los años ’70, cuando arrancó Corfo. No hay nada nuevo y el mundo cambió, de hecho, estamos hace 12 años aproximadamente en esta situación de crisis hídrica. Tenemos que adecuarnos al momento porque si no, nos vamos a quedar sin agua y si esto sucede desaparece la zona porque sin agua es inviable.

El sistema de riego en esta zona está hecho para que los canales funcionen al 100%, es decir, que estén siempre llenos, no están pensado para que funcionen a un 50%, entonces muchas compuertas, en muchos campos, por más que le pase el agua no alcanza a ingresar.

Todo esto es un problema grave que tenemos y no hay una solución inmediata. Por supuesto que la solución de todos nuestros problemas sería el trasvase del Negro al Colorado, pero esto se viene hablando desde hace muchos años y seguimos igual.

Ya parece algo utópico y es una lastima porque son las obras que necesitamos para solucionar los problemas y para ampliar. La zona de riego tiene 140mil hectáreas empadronadas de las cuales se estarían regando 80 u 85mil hectáreas.

Para hacer hay muchísimo, proyectos hay muchísimos, pero no podemos mantener lo que tenemos. Es de locos lo que pasa, por eso necesitamos urgente reunirnos con el ministro para darle a conocer todas estas cosas y, en caso de que las conozca, para que se empiece a movilizar para hacer algo.

Presidente de la Asociación de Productores de Villarino Sur (Aprovis)

Para Infosudoeste