× Inicio Agro Clima Hacienda Eventos Opinión Radio Agenda de Remates
Atención, sociedad vigila
01.12.2019 | 09:22

1-“Ya está, me hice vegetariana, obvio que extraño a las milanesas, pero decidí hacerlo por respeto al otro”. Con esa frase Magali Tajes una popular standapera-youtuber, explica porque dejó la carne. De una manera divertida, con un mensaje inteligente y sin fanatismos absurdos, esta psicóloga muy popular, llega a miles con un mensaje que debiera encender preocupación en los comunicadores procárnicos, algo que sin dudas, no es justamente una fortaleza del sector.

2-Apenas unos días antes en lo que fue a toda vista un exageración desde lo jurídico, productivo y cuánto análisis quiera realizarse, un productor, un aplicador y un Agrónomo, fueron detenidos por un supuesto mal cálculo de área y en 10 metros se decidió la prisión preventiva de tres trabajadores de la producción, por no comprender que hay un sector creciente de la sociedad buscando respuestas que el campo no entiende aún como dar.

3-Son las 13 hs y un camión cargado de hacienda descansa en una vereda a pleno rayo del sol en algún barrio de Bahía Blanca. “Pasé tres veces y hace unas horas que está estacionado ahí: eso no es mal trato animal?” dispara con mucha lógica un integrante del grupo de fauna urbana que vela e intenta llevar controles sobre los casos de maltrato animal, fauna silvestre en las ciudades y un correcto armado de ordenanzas y protocolos para la organización de ciudades aún no preparadas para las nuevas problemáticas que surgen respecto a los nuevos tiempos, pensamientos y preocupaciones.

4-Una charla de como producir carne eficientemente, aborda los principales ítems de producción y al clásico círculo de sanidad, nutrición y manejo, se lo reemplaza directamente por bienestar animal, entendiendo claramente que en la palabra manejo, el bienestar es todo, el resto es casi parte del pasado.

Estos cuatro disparadores, ocurrieron en apenas una semana, pasó casi por nuestros ojos, aquí en primera persona, nos tocó vivirlo, acá, ahora. Para muchos que lo toman a la ligera (hay gente presa, no deberían…) es parte de la locura que sufre la sociedad. Para otros, miran de reojo, aún sin saber cómo reaccionar, casi como simples observadores, sin atreverse aún a tomar posturas, sin entender que esa falta de reacción, claramente es una postura. Otros -y todos a mi humilde entender-, deben comprender, que hay un mundo mirando, evaluando, denunciando y dispuestos a cambiar lo que el sector productivo y tradicionalista no cambie y si lo cambian de afuera, será mal y de “prepo”, sin defensa alguna.

Hace más de un año, previo a la ola de calores, casi sin quererlo, en un editorial expresé la preocupación que me generaba en verano la hacienda hacinada, sin sombra, sin que nadie se pusiera al frente. Pocos días después, Liniers me daba las respuestas con cientos de animales muertos. La inacción, claramente, no fue una solución, fue una respuesta.

No se trata de ser más “Papistas que el Papa” se trata de empezar a mirar desde otra óptica, desde la que ven quienes no producen, pero en definitiva, pagan o dejarán de pagar, lo que producimos. El mundo civilizado, paga por trazabilidad, paga por bienestar animal, paga por productos orgánicos y paga por un suelo sustentable. El mundo ha cambiado y hay una gran porción de la sociedad mirando como producimos, como nos movemos y está dispuesta a ir por todo, mientras no reaccionemos.

Atención! Sociedad vigila y denuncia! Mirar para otro lado, es la peor de las respuestas.

Carlos Bodanza                                                                                           

Para Mañanas de Campo